6 aspectos a considerar antes de redactar una publicación

6 aspectos a considerar antes de redactar una publicación

6 aspectos a considerar antes de redactar una publicación


Quienes trabajamos con redes sociales estamos familiarizados con las grillas de contenido como eje planificador de la comunicación de marca. Y es un hecho: hay gente que las ama y gente que odia hacerlas, en esa última lista me incluyo. Cada publicación requiere de un proceso creativo complejo que se traduce en inversión de tiempo, y esto incide directamente sobre nuestra productividad.

La mejor manera de facilitar ese proceso es desarrollar métodos mentales propios que agilicen la creación de contenido. Durante mi experiencia con marcas del sector turístico y gastronómico pude desarrollar una «chuleta» (material de apoyo o consulta) de 6 preguntas que debía hacerme cada vez que me sentaba a redactar una publicación nueva.

Si eres de los que se estresa de más cuando le toca crear una grilla, esto te servirá para reducir el tiempo que te toma hacerla:

 

 1  ¿Qué queremos comunicar?

Está ligado a lo que es la marca, lo que hace, lo que muestra y el cómo desea ser vista. En este punto entran en juego la personalidad, misión, visión, valores y propósito, todos aquellos elementos que definen a la marca.

Aquí nos preguntamos si se mostrará -por ejemplo- un producto o servicio, el equipo de trabajo, el local del negocio, un pensamiento de marca, una historia de un cliente, una actividad o un tema de conversación del que la marca quiera hablar.

 

 2  ¿Qué queremos lograr?

Esto no es más que el objetivo de la publicación. Aquí definimos qué queremos que las personas hagan tras consumir el contenido y que se asocie a nuestras necesidades de comunicación o mercadeo.

La intención puede ser vender algo que la marca ofrezca, captar leads, generar interacción con la comunidad, canalizar tráfico a nuestro sitio web, hacer que la gente aprenda algo nuevo, entretener… e incluso crear un cambio de conciencia sobre una situación determinada o mover a la audiencia a hacer algo.

 

 3  ¿Qué queremos causar?

Se asocia directamente a la emoción que deseamos que sienta nuestro lector cuando vea la publicación: que sonría, que se identifique, que se conmueva, que sienta antojo, que se indigne, incluso que se moleste y tome acción sobre algo.

Por ejemplo, si nuestra marca es una posada de campo, una publicación donde se hable de la paz que se siente en los espacios de alojamiento, acompañada de una fotografía del panorama junto a la mesa de desayuno, crea un deseo de estar allí disfrutando el paisaje.

 

 4  ¿Cómo lo vamos a decir?

Este punto habla del tono con el que hablaremos: culto, cálido, coloquial, formal, entre otros. De nuevo, la personalidad de marca y el objetivo del post nos indicarán cómo decirlo y qué palabras usar. Por supuesto, el objetivo de la publicación también nos dirá cómo redactar el texto: no es igual escribir un copy enfocado en vender que uno cuya idea sea crear conciencia un tema sensible, sin importar si la marca tiene una personalidad formal o no.

Adicional a esto debemos definir la forma verbal en la que se hablará. En el caso de las marcas se suele usar la 1ª persona del plural, porque a fin de cuentas, las marcas son equipos de varias personas (ciertas excepciones aplican).

 

 5  ¿Dónde lo vamos a decir?

La forma en que creamos una publicación depende de cada plataforma y sus limitaciones: no se redacta un texto en Twitter de igual forma que en Instagram, en un blog o en YouTube. Esto nos permitirá saber no solo qué tanto podemos escribir sino cómo orientar el texto para condensar aquello que es realmente importante y con cuáles recursos acompañarlo.

Por ejemplo, mientras en Twitter podemos esbozar ideas en 280 caracteres -y enlazarlas a través de hilos- en YouTube nos centramos en generar descripciones con llamados a la acción para que las personas hagan algo, dentro o fuera de la plataforma.

 

 6  ¿En qué momento lo diremos?

El contexto de la publicación es importantísimo. ¿Es el momento adecuado para hablar de esto? ¿Es necesario? ¿Realmente es aplicable para el escenario actual de conversaciones del público?

Ejemplos básicos de esto serían: ¿Vale la pena hacer un post jocoso en medio de una tragedia? ¿Es oportuno que un hotel invite a su público a pasar un sábado de piscina si el día amaneció lluvioso? ¿Es interesante que una discoteca diga que venderá cervezas más baratas a los fans de un deportista que falleció? (esto último pasó realmente).

 


Espero que este método te ayude a preparar contenido con mayor eficiencia. Si trabajas en comunicación digital, es necesario entender por qué los contenidos son tan importantes para conectar con tu audiencia. Si deseas, puedes visitar este artículo de archivo que te dará una idea al respeto.

Aprovecho la oportunidad para invitarte a seguirme en Instagram para más consejos sobre redes sociales y emprendimiento. Me despido no sin antes pedirte que me cuentes si tienes algún método particular para crear una publicación. ¡Te espero en los comentarios!

Publicación

4 pensamientos sobre “6 aspectos a considerar antes de redactar una publicación

  1. Pingback: Credibilidad y confianza: elementos clave en la comunicación digital

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *